Invasores.

© Warner Bros.

¿Y que tal si un día cae del cielo un cohete espacial hecho añicos y con el se esparce un virus que viene del espacio y convierte a los humanos en una especie de zombis perfectos, sin ataques de ira y de violencia? Esa es más o menos la historia que narra el libro The invasion of the Body Snatchers, historia que ha sido llevada a la pantalla grande en diferentes ocasiones y con resultados igual de diversos. Y esa es la historia que ahora Oliver Hirshbiegel, director de La Caída, se encarga de traer a la actualidad con Nicole Kidman como protagonista.

De entrada tenemos que decir que aunque resulte bastante extraña la mezcla de Exterminio, con CSI, la cinta es por varios momentos emocionante y atemorizante, motivo suficiente para complacer y otorgarle al público un buen o mal rato.

Sin embargo a la larga, es bastante fácil darse cuenta de lo básico, por no decir tonto, que resulta el guión y que aunque cumple como entretención desaprovecha por completo la oportunidad de hincarle el diente a una historia que pudo llegar a ser algo más.

© Warner Bros.

Y aunque son notorios los intentos de la cinta por hablar sobre la violencia inherente al ser humano, la guerra y la esperanza en el futuro de la humanidad, al final se deja vencer por la parte fácil y nos inunda con escenas de persecuciones y suspenso, lo cual no es tan malo, si nos damos cuenta que no se trata más que de otro remake hollywoodense cuya máxima y única pretensión es generar ganancias.

Es además bastante notorio, lo mucho que se preocuparon los productores por ahorrarnos las escenas de diálogos y las entrecortan con escenas de acción, tanto para no alargar la cinta, como para evitar al máximo los bostezos del público.

De Nicole Kidman y Daniel Craig, los protagonistas, no se puede decir mucho, puesto que la cinta funciona mejor cuando no están juntos en pantalla, ni tratando de exprimir sus desangelados diálogos.

Pero no nos compliquemos, Invasores es perfecta para una tarde de sustos y palomitas, zombis elegantes, modernos y sí, también vómito espacial.

Y si ustedes son de los que dudan que la realidad supera a la fantasía, chequen esta nota sobre una extraña enfermedad en Perú, después de que cayó un meteorito hace un par de semanas.

Yo opino: ** ½

(The Invasión, Oliver Hirschbiegel, E. u., 2007.)

Comentarios

Paola R. dijo…
A mi me dió muchísimo miedo..
Besos
**Naye Rocio** dijo…
la verdad que a mi no me gusto nada,para que te miento pero en tus palabras se me antoja verla de nuevo y tal vez comprenderla un poco mejor y como te dije anteriormente que buen blog!

Entradas más populares de este blog

La Hermandad de la Guerra.

Pedro Infante vive.

El Sueño de los cuartos infinitos.